Atrapado

¿Se ha liberado el pájaro, que se fuga de la jaula,
que está adentro en la celda, de la prisión suprema?
Nido de atrapamientos, que dónde termina…
Va por los pasillos buscando la salida,
a vientos puros que nutran su vuelo.
Ya sin aliento, encuentra un agujero,
y fuera, en la luz… cansado, bebe del charco,
y en su reflejo, aún se ve prisionero.

Comentar

Deja un comentario