La devaluación de la Luna

Regalar la Luna se volvió común, la autenticidad y la épica de tal empresa se fueron diluyendo. Quienes no estaban dispuestos a arriesgar, encontraron métodos prácticos y baratos, pero sobre todo, seguros. Nunca olvides que la osadía que reside en el pionero, es la esencia del valor de toda gesta.

Deja un comentario