Suma esencial

Descansó el cuerpo, y bajó la guardia, sintió un magnetismo por el que se dejó llevar. Sin saber que pasaba, ni a donde iba, sospechó que llegaba a su destino cuando la velocidad disminuyó y la fuerza se sintío más intensa; pero sobre todo… cuando la vió a ella. Rodeada de un haz de luz, parecía el centro del universo (y quizás lo era), emanaba energía, y se transformó en omnipotencia, cuando finalmente se tocaron.

Deja un comentario